• es

Beber alcohol disminuye las probabilidades de quedar embarazada

1 mayo, 2016

Muchos estudios demuestran que no beber alcohol unos meses antes de planear quedar embarazada puede incrementar tus probabilidades de concebir. Esta afirmación se refiere tanto a la mujer como al hombre.

Un estudio de Harvard (1) descubrió que cuando las parejas bebían incluso cantidades moderadas el mes anterior a una FIV reducían sus posibilidades de concebir en un 20%. Si pensamos en el coste económico y emocional que representa una FIV, este 20% es un porcentaje considerable a tener en cuenta.

En este estudio se cuestionaron a 2.545 parejas sobre el tipo de alcohol que consumieron, la cantidad y la frecuencia antes de un total de 4.729 FIVs: el 41% de las mujeres y el 58% de los hombres consumieron entre una y seis bebidas a la semana antes del FIV. Los resultados mostraban que cuando las mujeres bebían al menos cuatro bebidas a la semana disminuían en un 16% las posibilidades de quedarse embarazadas comparado con las mujeres que bebían menos de cuatro bebidas a la semana.

Cuando ambos en la pareja consumían al menos cuatro bebidas alcohólicas a la semana, las posibilidades de conseguir un parto con vida disminuían en un 21% comparado con las parejas en las que ambos consumieron menos de cuatro bebidas a la semana. Los investigadores concluyeron que:

“El consumo de cuatro bebidas alcohólicas a la semana está asociado a una reducción en partos con vida con IVF”

Como respuesta a este estudio, el presidente de la Sociedad Británica de Fertilidad, Tony Rutherford sugerió que:

“Puede que las parejas con problemas de fertilidad se vean más afectadas por el consumo de alcohol, incluso moderado, que las parejas que son perfectamente fértiles. Si vas a empezar un proceso de reproducción asistida, mi recomendación sería que tiene sentido evitar el alcohol de cualquier tipo, con tres meses de anticipación a empezar el proceso.”

Otros estudios vienen a tener conclusiones parecidas; otro estudio (2) fue el primero de mostrar que el consumo de alcohol antes de una FIV disminuye considerablemente las posibilidades de éxito. Dos cientas veinte parejas con problemas de fertilidad femenina fueron estudiadas en clínicas de California en sus ciclos de FIV.

El consumo de alcohol por parte de la mujer fue asociado con: una disminución en un 13% en el número de óvulos recuperados durante un ciclo de FIV, un aumento en un 2,86  posibilidades de no quedarse embarazada, y un incremento de 2,2 veces de posibilidades de aborto espontáneo. Una bebida adicional por día en el año anterior al FIV también disminuía las posibilidades de concebir con lo que nos preguntamos en qué periodo de tiempo puede el consumo de alcohol influenciar la fertilidad.

El consumo de alcohol por parte del hombre también tuvo un impacto: solamente una bebida extra al día aumentaba el riesgo de no conseguir la paternidad en un 2,28 a 8,32 veces; había más riesgo si la toma de alcohol estaba más cercana al ciclo de FIV. El consumo de cerveza antes del FIV se mostró que aumentaba las posibilidades de aborto espontáneo en 2,70 a 38,04 veces especialmente si la cerveza se había consumido en el mes antes del ciclo FIV.

alcohol y embarazo
Hay varios estudios sobre el impacto del consumo de alcohol y la fertilidad y todos ellos con conclusiones parecidas a las mostradas en este artículo. Desde Acupuntura Barcelona – Balanced Living animamos a las parejas que están buscando quedar embarazadas que eliminen el consumo de alcohol y que adopten hábitos de alimentación sanos.
Cristina Mora
Acupuntura y Medicina Tradicional China
Licenciada por la Universidad de Gales (UK)
Graduada en Naturopatía
Instructora de MLC

Acupunutura Barcelona – Balanced Living

Referencias:

Effect of Alcohol Consumption on In Vitro Fertilization, Rossi, Brooke V. MD., et al., Obstetrics & Gynecology: January 2011 – Volume 117 – Issue 1 – pp 136-142
Effects of maternal and paternal alcohol consumption on the success rates of in vitro fertilization and gamete intrafallopian transfer. Hillary Klonoff – Cohen PhD., et al., Fertility and Sterility, Vol 79, Issue 2, Feb 2003, Pages 330-339

Otros artículos que te pueden interesar: